Ron Mueck: realidad y ficción

Uno de los primeros trabajos conocidos de este escultor hiperrealista nacido en Australia fue su colaboración en la película “Labyrinth” en 1986, en donde además de prestar su voz para la creación del personaje Ludo, se encargó de los efectos especiales del film.

Cuatro años después, en 1990 Ron Mueck crea su primer escultura tras dudar sobre el tipo de material adecuado para crear un efecto más realista; el latex era el material más utilizado para la creación de este tipo de esculturas, pero finalmente el concluye con que la resina, fibra de vidrio y la silicona consiguen crear detalles más precisos.

Máscara II  77 x 118 x 85 cm,  2001-2002

Es justo esa precisión en los detalles de sus esculturas por la que empieza a llamar la atención tanto de el público como de los medios y en 1997 con el apoyo del galerista Charles Saatchi tras presentar una figura titulada “Dead Dad” en la exhibición Royal Academy’s Sensation su trabajo se vuelve mundialmente reconocido.

Dead Dad, 20.0 x 38.0 x 102.0 cm, 1996-1997

Las obras de arte de Mueck se caracterizan por reproducir con meticulosa precisión cada detalle del cuerpo humano: vellos, cabello, arrugas, lunares, incluso los poros de la piel; sin embargo estas figuras nunca son del tamaño humano: o bien son de apenas unos cuantos centímetros o alcanzan los casi cinco metros, haciendo sentir al espectador como un Gulliver en la isla de Laputa.

Wild man, 285.0 x 162.0 x 108.0 cm, 2005

Si bien el hiperrealismo se encarga de reparar en los más ínfimos detalles haciéndolos evidentes a los ojos del espectador, las esculturas de Ron Mueck también generan a partir de las expresiones del rostro o la posición del cuerpo, estados emotivos que logran crear un ambiente de vouyerismo para el espectador, quien inevitablemente analiza el lenguaje corporal de cada obra.

Big Man, 203.2 x 120.7 x 204.5 cm, 2000

 En México se ha expuesto en dos ocasiones la obra de Ron Mueck  en el Museo de Arte Contemporáneo de Monterrey, por primera vez en el año de 1999 y este año la exposición estuvo durante los meses de marzo – julio. Algunas de estas esculturas se encuentran actualmente en el Antiguo Colegio de San Ildefonso de la Ciudad de México en una exposición que se podrá ver hasta el próximo 5 de febrero de 2012; el costo de entrada a la exposición es de $45.00 y se encuentra en un horario de Miércoles a Domingo de 10:00 a 17:30 hrs y Martes de 10:00 a 19:30 hrs.

Las salas del Antiguo Colegio de San Ildefonso únicamente exhiben 9 esculturas realizadas entre el 2000 y 2009 por Ron Mueck: Máscara II (2001-2002), Hombre en bote (2002), En la cama (2005), Bebé (2000), Juventud (2009), Pool Time (2009) Naturaleza muerta (2009), Mujer con palos (2008) y Pareja acurrucada (2005-2007).

A continuación dejo un fragmento del texto del curador Justin Paton publicado en el catálogo de la exposición “Ron Mueck: Hiperrealismo de alto impacto –LA TIMIDEZ Y LA ESCULTURA–”

About these ads